Metrominuto Pontevedra

En la actualidad, numerosas ciudades están inmersas en complejos planes de movilidad urbana, centrados principalmente en solucionar sus problemas de transporte -refiriéndonos a transporte por sistemas mecánicos empleados para trasladar a personas y mercancías-. Sin embargo, son sólo unas pocas las que han pensado en diseñar un mapa pedestre de la ciudad (del estilo de los utilizados en una línea de metro o autobús).

Eso fue exactamente lo que ha hecho la ciudad de Pontevedra. Con el nombre de “Metrominuto Pontevedra”, la ciudad del Lérez fue galardonada con el premio INTERMODES 2013 por su ejemplar política de movilidad intermodal, tras haber diseñado el primer plano pedestre de una ciudad en Europa.

 

Vista aérea de la ciudad de Pontevedra

 

INTERMODES

INTERMODES es una agencia europea que engloba a todos los profesionales europeos del sector de la movilidad, enmarcada dentro del Patronato del Comité de las Regiones de la Unión Europea. Anualmente, se celebra una convención en las que los agentes del mundo de la movilidad (autoridades, fabricantes, transportistas, asociaciones, etc.) se reúnen para detectar problemas, estudiar modelos, así como encontrar soluciones para intentar contribuir al perfeccionamiento de la intermovilidad en las distintas áreas europeas. Además, también se entrega un premio a la mejor política de transporte intermodal de pasajeros. Los criterios principales son la intermodalidad, la originalidad de las políticas de movilidad, la facilidad de implantación y la sostenibilidad.

El 6 de febrero de 2013, Pontevedra fue galardonada por disponer del primer mapa pedestre europeo: “El Metrominuto”, resultado de una política de años de priorizar la movilidad peatonal. En palabras del alcalde Miguel Anxo Fernández Lores, “ en Pontevedra se hizo una revolución, no sólo por reservar un lugar especial para los peatones en los planes de movilidad, sino también porque integra la red peatonal dentro de los planes de transporte de la ciudad,”. INTERMODES también resaltó que este modelo urbano puede ser exportable a ciudades de tamaño similar a Pontevedra (80.000 habitantes).

 

Calle de Cobián Roffignac (Pontevedra)

 

Metrominuto Pontevedra

Bautizado como “Metrominuto Pontevedra”, el Concello presentó un plano lineal- imitando las líneas de metro-, en el que se recogen los 21 puntos más representativos del centro de la ciudad, la distancia existente entre ellos y el tiempo aproximado que se tarda en llegar a estos puntos. El epicentro se encuentra situado en la Praza de la Peregrina y, desde ahí, se calcula la distancia y tiempo que se tarda en llegar diferentes localizaciones de Pontevedra, calculados en función de una velocidad media de 5 kilómetros por hora.

 

Mapa de Metrominuto Pontevedra

 

La organización INTERMODES destaca que Pontevedra ha sido consciente de la importancia del bienestar de los peatones y las personas con movilidad reducida, y su relación con el transporte público. También asegura que el reservar espacios en la ciudad a los peatones permite que los ciudadanos asuman el andar como la principal forma de movilidad. En palabras de la presidente de INTERMODES, Nathalie Lecrerc “ Parece una idea sencilla, pero no lo es ni mucho menos, porque desde un punto de vista urbanístico supone un gran esfuerzo”. El resultado es que Pontevedra ha alcanzado un alto nivel de seguridad en los desplazamientos y accesibilidad de 100%, lo que demuestra que Pontevedra se encuentra muy avanzada con respecto a otras ciudades en Europa- cabe destacar que la UE insta a las ciudades a tener plena accesibilidad en 2015, y Pontevedra lo cumple-.

El 83% de los europeos continúan prefiriendo el coche como método de transporte en sus desplazamientos (incluso cuándo los viajes son de inferiores a 3 km). INTERMODES señala que Metrominuto es una alternativa para hacer que los desplazamientos sean “más verdes, económicos y mejores para la salud”. Además, el modelo diseñado por Pontevedra consigue una gran reducción de gases de efecto invernadero en el centro de la ciudad, cumpliendo con creces la legislación de calidad de aire en ciudades.

 

METROMINUTO. Una idea trasladable a otras ciudades

Hasta el momento, INTERMODES había premiado iniciativas a gran escala, como por ejemplo los proyectos fronterizos de la región del Ródano francés y Suiza (2010) o la gran infraestructura de transporte implementada en Londres con motivo de los Juegos Olímpicos del año 2012.

Gracias a este reconocimiento, Metrominuto puede servir como ejemplo a centenares de ciudades en toda Europa que tienen una población similar a Pontevedra (80.000 habitantes), las cuáles son mucho mas numerosas en el continente europeo que las grandes urbes.

Precisamente, tres ciudades europeas ya han aplicado la idea de Metrominuto. Se trata de Londres, Jerez de la Frontera y la italiana Florencia- la diferencia con Pontevedra radica en que los planos corresponden a iniciativas privadas y se tratan de versiones extraoficiales-. Cagliari (Italia) y Toulouse (Francia) han sido las últimas ciudades que se han inspirado en el modelo peatonal de Pontevedra, y la moda parece que sólo acaba de empezar.

 

Mapa de Metrominuto Toulouse

 

 

 


¿Otra oportunidad perdida?

Residuos ganaderos y biogás

Tradicionalmente, el sector agropecuario ha constituido uno de los pilares fundamentales de la economía de nuestro país, estando íntimamente ligado al medio rural. España se sitúa como el primer país de la Unión Europea en superficie dedicada al cultivo, cuarto en producción ganadera y quinto en producción alimentaria a nivel industrial. Además del gran beneficio económico que generan, estas actividades producen toneladas de residuos, que deben ser tratados adecuadamente para cumplir las normativas medioambientales.

 

Muchos son conscientes de este problema, pero pocos ven esto como una oportunidad. Estos residuos biodegradables pueden ser tratados para producir biogás– un gas producido por bacterias durante el proceso de biodegradación de la materia orgánica en ausencia de aire-. El biogás es un gas combustible formado principalmente por metano (entre 50-70% en volumen), dióxido de carbono (entre 30-50% en volumen) y otros componentes en inferior proporción. Este biogás puede ser utilizado en aplicaciones energéticas similares a las del gas natural, por lo que esta tecnología no solo produce energía, sino que ayuda a reducir la contaminación de los residuos. Dentro de las diferentes tecnologías, es de vital importancia el desarrollo de la codigestión, ya que permite el tratamiento anaerobio conjunto de residuos de diferente origen aprovechando la sinergias de las mezclas.

 

Situación en España

Si España hubiera sido capaz de aprovechar esta oportunidad se tendría que situar entre los mayores productores de biogás a nivel europeo, debido a la gran producción de residuos agropecuarios. ¿Esto es así?

La respuesta es NO. No sólo no se sitúa en los primeros puestos, sino que ocupa el puesto 22º con 22 plantas, solo superando a Lituania, Chipre, Croacia, Rumania, Bulgaria y Estonia. En los primeros puestos se sitúa Alemania con 8700 plantas de biogás industrial, seguido de lejos por Italia (1264) y Suíza (606). En resumen, observando los resultados aportados por la European Biogas Association (EBA) se puede concluir que la producción de biogás en España no está desarrollada al nivel de sus vecinos europeos.

 

¿Por qué?

Uno de los principales problemas radica en el Real Decreto 661/2007. Mientras que la energía eólica y fotovoltaica experimentaron un tremendo despegue gracias a sus retribuciones, las tarifas para el biogás fueron menores, por lo que los inversores prefirieron optar por otras tecnologías en detrimento del biogás. Esto fue una de las razones por lo que en España se instalaron 23 plantas de biogás mientras que en Alemania hay unas 8.700; simplemente no eran tan rentables como otras tecnologías.

Otra gran barrera que el biogás se ha encontrado en España es el desconocimiento de la tecnología por parte de determinados agentes. Esto causó dudas sobre la tecnología y se prefirió optar por tecnologías competidoras.

Además, otro gran problema ha sido la falta de coordinación entre las distintas administraciones involucradas, así como la complejidad y demora en los trámites administrativos. En la autorización de apertura de una planta de biogás intervienen diferentes administraciones, incluyendo industria, medioambiente, urbanismo, agricultura etc. En muchas ocasiones la coordinación entre estas administraciones no han sido las óptimas, alargando los trámites de obtención de permisos considerablemente.

Por último, la ausencia de un marco normativo que regule la inyección del biometano en la red desincentiva la inversión en este sector, además de aumentar la dificultad para obtener financiación.

 

¿Soluciones?

La situación actual del biogás -al igual que el resto de energías renovables- no es la mejor debido a los recortes en las retribuciones. Aún así, existen una serie de medidas que puede aumentar su desarrollo:

 



La Energía Eólica en Galicia

Lluvia, viento, lluvia, viento…..Así podríamos definir un día típico de invierno en Santiago de Compostela, la capital de la Comunidad Autónoma de Galicia. Y quién dice un día, dice meses.

 

Lluvia en Santiago de Compostela

Situada en el noroeste peninsular, Galicia es popular en el mundo por su gran gastronomía, preciosas playas, la espectacular Catedral de Santiago y un largo etcétera. Sin embargo, también es conocida por su climatología, no siempre amable con el buen turista. Su situación geográfica hace que esté en contacto directo con el Océano Atlántico y por lo tanto, sea uno de los puntos de la Península Ibérica donde las borrascas atlánticas golpean con más fuerza. Es por eso que Galicia, por su posición estratégica, se convirtió en una zona óptima para la instalación de parques eólicos.

 

Vientos en Galicia

En la siguiente figura se observa la llamada rosa de los vientos para la comunidad gallega. Se puede observar que existen dos tipos de vientos que se corresponden con las épocas de invierno y verano:

Rosa de los vientos en Galicia

 

Situación actual

Estadísticas de la Energía Eólica en España (Fuente:AEE)

Con 158 parques instalados y una potencia acumulada de 3.314 MW, Galicia ocupa el tercer puesto español en número de parques eólicos. En el siguiente mapa se puede observar que las zonas con un mayor número de parques eólicos (vientos más energéticos) se sitúan en el norte y la Terra Cha de Lugo, Costa da Morte, Deza, los límites de Ourense con Pontevedra y el sur de Ourense.

 

Principales parques eólicos en Galicia (Fuente:Faro de Vigo)

Sin embargo, en los últimos años la construcción de parques en la comunidad gallega ha disminuido significativamente, debido a básicamente dos razones. El primero se trata de un motivo puramente geográfico, esto es, la superficie de Galicia es muy inferior a comunidades como Castilla y León o Castilla-La Mancha, por lo que los parques eólicos más productivos ya se encuentran construidos en los mejores emplazamientos.

El segundo es un motivo económico/legislativo. Debido a la recesión económica en la que entró España en el año 2008, infinidad de proyectos de renovables se cancelaron o se paralizaron hasta nueva fecha. No obstante, lo que acabó por “matar” las renovables y en concreto la eólica en Galicia fue la “Moratoria de las Energías Renovables”, que creó una inseguridad enorme de cara a la inversión en este sector debido a la falta de un marco regulatorio seguro.

 

Una nueva oportunidad para Galicia: Eólica Offshore

En la actualidad, existe en Europa una potencia instalada de 6 GW de eólica marina (offshore), estando el 85% de la potencia instalada en el Reino Unido y Dinamarca. Además, las previsiones en Europa indican que en el año 2020 la potencia instalada ascenderá hasta cerca de los 30 GW.

Galicia lleva más de un siglo dedicado a la construcción de barcos y más de 20 años en la eólica terrestre, por lo que la eólica offshore puede convertirse en un mercado real para la industria gallega. Sin embargo, la posibilidad de construir parques eólicos marinos en Galicia es bastante limitada, ya que el litoral gallego no es el idóneo y los parques deberían ubicarse a varios kilómetros de la costa gallega. Además, la riqueza pesquera de la zona junto a factores medioambientales haría difícil la instalación de parques offshore en Galicia.

No obstante, existe una gran oportunidad para la industria gallega naval y del metal, expertos en construcción de barcos para la industria del Oil & Gas y que no están pasando sus mejores momentos debido a la crisis. El mercado de energía eólica marina también supondría una oportunidad para diversas empresas del ámbito de la pintura, carpintería, soldadura etc.

El futuro gallego en el ámbito de la energía eólica es muy esperanzador, debido fundamentalmente a la irrupción de la eólica offshore. Galicia, por tradición, siempre ha basado su economía en la pesca, la cual dependía de dos factores: mar y viento. Por lo tanto, Galicia dispone de las capacidades, conocimientos y experiencia para hacer de su pasado una ventaja de cara al futuro eólico offshore.

Parque eólico en O Pindo (A Coruña)


La Tarifa Eléctrica y la Retribución de las Energías Renovables

 

Cada día sube más la electricidad”. “Las energías renovables son muy caras”.

Seguramente hemos escuchado estas frases más de una vez, pero mi pregunta es: ¿sabe el consumidor lo que paga con su factura eléctrica? ¿Por qué son caras las energías renovables si proceden de un recurso inagotable sin coste alguno?

Tarifa eléctrica

Para responder a estas cuestiones en primer lugar explicaré en que consiste la tarifa eléctrica. La mayoría de los consumidores españoles están acogidos a la llamada Tarifa de Último Recurso (TUR), y puede ver en su factura de manera desglosada lo que pagan por la potencia contratada, energía consumida, el alquiler de equipos e impuestos. Seguramente lo que muchos desconocen es que no se paga sólo la energía consumida medida por el contador, sino también unos costes regulados mediante la llamada tarifa de acceso (peajes).

Cada 3 meses tiene lugar una subasta denominada CESUR entre las grandes compañías generadoras de electricidad y comercializadoras, en la que se fija el precio del kilovatio-hora en base a cuánto les costará producirlo en los siguientes tres meses. El precio por kWh marcado en el CESUR decide la mitad no regulada de la TUR.

¿Qué son entonces los peajes? Son unas tarifas fijadas por el Gobierno cada tres meses con el objetivo de cubrir los gastos relacionados con el transporte y distribución de electricidad. Además de estos gastos, estos peajes sirven para pagar otros costes sin una “metodología de asignación” como por ejemplo la prima al régimen especial (energías renovables y cogeneración), gastos de gestión comercial o costes extrapeninsulares. Actualmente, los ingresos por tarifa de acceso suponen el 50% de la factura eléctrica. Mucha gente dirá que eso es excesivo, y no les falta razón. Mucha gente culpa al aumento de la factura a las energías renovables, y tienen razón en parte. ¿Por qué digo esto? Para intentar explicarlo voy a volver al año 2007….

 

¿Qué ocurrió en España?

En el año 2007, los países miembros de la UE alcanzaron un acuerdo sobre los llamados objetivos 20/20/20 para 2020, esto es, que para ese año el 20% de la energía final consumida proviniera de fuentes renovables, reduciendo un 20% las emisiones y disminuyendo el consumo un 20%. Para ello se llevaron a cabo una serie de medidas de fomento a las energías renovables entre las que destacan las tarifas o primas reguladas (FIT) y certificados verdes.

Con el propósito de lograr los objetivos marcados por la UE, el Gobierno Español aprobó el Real Decreto 661/2007, por el que se reguló la actividad de producción de energía eléctrica en régimen especial. En España se optó por el sistema Feed-In Tariff (FIT), que consistía en que los productores de electricidad de origen renovable vendían su producción a un precio fijo (tarifa regulada) o al precio del mercado eléctrico (pool) más una prima o incentivo.

Un mito que me gustaría desterrar es el de que las energías renovables son caras, ya que no es exactamente así. Al tener un coste de oportunidad muy bajo, suelen entrar en el mercado con un precio de 0 euros, produciendo un efecto de abaratamiento de la electricidad ese día. Este abaratamiento es relativo, porque a pesar de que cuánto más entran en el mercado más baja el precio del pool, también aumenta la cantidad de primas que obtienen.

 

La llegada del problema: él déficit

Los ingresos del sistema eléctrico español dependen básicamente de las tarifas de acceso y de la evolución de la demanda. En los últimos años se ha producido un déficit cercano a los 25.000 millones de euros porque el sistema no recauda lo suficiente para pagar los costes regulados. En la siguiente tabla se puede observar los costes previstos de retribución a régimen especial para el año 2013.

En el año 2007 (inicio de la crisis), el Gobierno calculó que la demanda de electricidad iba a seguir aumentando, y por lo tanto, los ingresos del sistema también. Además, entre 2007 y 2008 se planificó una potencia de 400 MW fotovoltaicos y se instalaron 4.000 MW (diferencia de 1000%), lo que hizo engrosar el déficit. La administración central tampoco planificó que los precios en el pool se iban a hundir y se produjo un error de previsión enorme. En 2009 el precio del pool se estimó en 73,73 €/MWh (aún se negaba la crisis), pero el precio final cayó a 58€/MWh. Resultado: -15 €/MWh de error en las previsiones y 2.500 millones de desviación del déficit de tarifa.

Queda entonces claro que no es problema de las energías renovables, sino un problema del sistema regulatorio. ¿Por qué tiene el consumidor que pagar ese error de previsión en vez  de los Presupuestos Generales del Estado?


Futuro oscuro

Con el objetivo de disminuir el déficit de tarifa, el Gobierno aprobó en enero del año 2012 el RDL 1/2012 (más conocido como “Moratoria de las Energías Renovales”), por el que se paralizaban las primas a nuevas instalaciones de renovables en régimen Especial. Además, en Julio de este mismo año se publicó el RDL 9/2013, que establece una nueva metodología de retribución que afecta tanto a instalaciones nuevas como a existentes. Según este Real-Decreto-Ley 9/2013, el nuevo criterio de retribución es el de “rentabilidad razonable” (rentabilidad de 7,5% valorando sus ganancias previas). Lo que aún está por ver es que parámetros va a utilizar el gobierno para calcular esa rentabilidad ni que pasará con instalaciones que tuvieron una rentabilidad mayor en el pasado.

En conclusión, el panorama de las energías renovables en España es muy desalentador debido fundamentalmente a los cambios regulatorios en el sector de las energías renovables. El sistema regulador no parece entender que gracias a las energías renovables el precio del mercado baja, se reduce la importación de energía, la emisión de CO2 y es un sector que contribuye notablemente al PIB del país. El problema no son las energías renovables, sino los errores de estimación y la falta de una política energética clara de los sucesivos Gobiernos.

España es líder en energías renovables. Ocupamos la primera posición mundial en solar termoeléctrica; somos cuartos en energía eólica y sextos en solar fotovoltaica. ¿Por qué no lo aprovechamos? Su potencial es nuestro.

 

Imagen de previsualización de YouTube

 

Pablo Ocampo Míguez

 


¡Hola mundo!

Te damos la bienvenida a Blogs EOI. Este es tu primer artículo. Edítalo o bórralo… ¡y comienza a publicar!



Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies