¿Cómo ayudar a 30 millones de personas?

Esta pregunta la formulé cuando leí un artículo de la CELADE (Centro Latinoamericano y Caribeño de Demografía) hace un par de años, donde exponían que 30 millones de personas de Latinoamérica y del caribe no disponían de acceso a la electricidad y además, TODOS se encontraban en el estrato de pobres e indigentes. Este fue uno de los motivos por los cuales decidí iniciar mis estudios en el sector de las energías renovables.

A continuación daré una breve explicación sobre cómo las energías renovables pueden ser ‘la ayuda’ pero primero, hagamos un pequeño análisis: ¿Por qué este sector de la sociedad no dispone de este recurso básico?

– Por lo general estas personas se encuentran en las zonas más rurales, poco habitadas, con difícil acceso y retiradas de la capital de su respectivo país.

– La mayoría de los países de Latinoamérica y del caribe disponen de una centralización de poder, motor económico y recursos en la capital.

– Obstáculos naturales como por ejemplo, la selva amazónica, que imposibilita el correcto acceso de líneas de transporte eléctrico.

– Poca disponibilidad económica para inversiones de nuevas líneas de transmisión eléctrica.

Fuente: Cepal (2009), Contribución de los Servicios Energéticos a los Objetivos de Desarrollo del Milenio y a la Mitigación de la Pobreza

¿Con qué alternativa renovable contamos para mejorar este escenario?

Actualmente le evolución de la sociedad está directamente ligada al consumo de energía eléctrica ya que muchos de los servicios básicos dependen de ella. Pensemos un momento, ¿cómo podría estudiar sin electricidad?, ¿cómo me dirigiría de manera efectiva y segura de un lado a otro sin electricidad?,  ¿cómo garantizo principios sanitarios sin electricidad? Personalmente considero que la respuesta sería: “No se puede, dependemos de ella”.

Una alternativa a corto-mediano plazo para esta problemática sería la implementación de instalaciones de mini eólica híbridas aisladas.

¿Qué es una instalación mini eólica híbrida aislada?

– Mini eólica: Instalaciones cuya potencia instalada sea menor a 100 kW, disponer de un diámetro inferior de 15 metros y un área de rotor máxima de 200 m2

– Híbrida: Combinación de tecnologías para compensar la escasez de recursos renovables como el viento (eólica) y radiación (fotovoltaica), adicionalmente cuenta con un sistema de almacenaje de baterías.

– Aislada: Sin conexión a la red.

Latinoamérica y el caribe gozan de una amplia cantidad de recursos naturales por su privilegiada situación geográfica, siendo esto un factor de gran ventaja para el aprovechamiento energético a través de este tipo de instalaciones.

Se preguntarán, ¿exactamente qué aportes brindaría este tipo de alternativa renovable?

– Herramientas educativas para la preparación académica de la población.

– Implementación de mejoras sanitarias como: purificación de agua, eliminación del uso de energía térmica con liberación de CO2 para la cocción, refrigeración para la conservación de alimentación y medicamentos.

–  Servicios de comunicación telefónica.

–  Mayor confort y desarrollo.

Y por último, ¿Es esto posible?

A través de las siguientes acciones podrán responder esta pregunta.

1.- Programa Euro Solar  Ir a enlace

El objetivo fue promover las energías renovables en los 8 países más desfavorables de latinoamérica: Bolivia, Ecuador, El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua, Paraguay y Perú. Gracias a este proyecto ayudaron a más de 300.000 personas en 600 comunidades rurales donde instalaron 600 kits de mini eólica híbrida aislada.

 

2.- Electrificación rural para comunidades Aisladas – Venezuela (Bornay) Ir a enlace

Este proyecto se realizó en los primeros meses del año 2011 y el objetivo fue la instalación de mini eólica híbrida aislada en 60 hogares en zonas rurales del Noroeste de Venezuela donde no disponían de recurso eléctrico.

3.- Proyecto Nazareth – La Guajira Colombiana (Ades) Ir a enlace

La ejecución fue en el año 2011 en los poblados de Nazareth y Puerto Estrella en La Guajira, Colombia. Estas poblaciones no disponían de servicio eléctrico pero contaban con grupos electrógenos, la problemática era el alto consumo de combustible y la solución fue la instalación dos aerogeneradores de 100 kW y una planta fotovoltaica de 100 kW donde se vieron beneficiados 2.000 habitantes.

¿Cómo pudiésemos multiplicar estos proyectos?

Existen iniciativas como:

1.- SonLight Power, Inc

2.- Energías sin Fronteras

Estas organizaciones ejecutan proyectos de energías renovables en sectores de escasos recursos y sin conexión al servicio eléctrico brindándoles de esta manera la posibilidad de contar con él. Quizás promocionando proyectos a la mano de organizaciones como éstas, ofreciendo nuestro apoyo a través de mano de obra y/o conocimientos o más directamente con ONGs del área energética que participen dentro de cada país o generalmente en el continente latinoamericano.

Acerca de Armando A. Ledo Castro

Ingeniero Mecánico, Venezolano, egresado de la Universidad de Carabobo - Venezuela. Experiencia laboral en el sector de consumo masivo y cuidado personal (Johnson & Johnson de Venezuela S.A). Primero en el área de Mantenimiento Industrial, luego en el Departamento de Compras, iniciando en el área de Materia Prima y finalmente como Category Buyer de NonStock (Repuestos, insumos y servicios). Máster en Energía Renovables y Mercado Energético (MERME) en EOI - España (Madrid). Además de simpatía por las energías renovables considero que representan el futuro para la sostenibilidad energética del planeta.
Esta entrada fue publicada en merme y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.