CREACIÓN DE VALOR Y GESTIÓN CADENA SUMINISTRO

La cadena de suministro es el la espina dorsal que sostiene el comercio mundial, en su afán diario de satisfacer la demanda de productos o servicios en donde quiera que se produzca, sin importar barreras culturales, naturales o distancias.

Por ello, establecer una cadena de abastecimiento segura le garantiza a las empresas presencia y fiabilidad en el mercado, sin que se produzcan rupturas de inventario y pérdidas de ventas, afectando la rentabilidad del negocio.

En este sentido, podemos destacar como la cadena de abastecimiento está ligada directamente a la rentabilidad del negocio y a la creación de valor en el tiempo, y aquí podemos observar el por qué hoy por hoy el gerente de logística ha tomado una posición estratégica y determinante para el éxito del negocio.

Por otro lado, el mundo competitivo en que vivimos hoy, en el cual los clientes buscan optimizar sus recursos, siendo atraídos por la relación calidad-precio bajo, se hace imposible que se fijen precios adecuados a la rentabilidad deseada por los accionistas, sino que  es necesario buscar minimizar los costos para incrementar el margen de beneficios sin afectar la calidad ni el precio.

Por esto, la cadena de abastecimiento debe tenerse siempre observada para buscar disminución de costos para la rentabilidad del negocio, ya que gran parte de la vida del producto esta enlazada a la cadena hasta que, finalmente, el cliente lo compra (si no lo retorna), generando costos que deben ser controlados todo el tiempo para mantenernos competitivos.

Elementos como comprarle al suplidor adecuado al precio adecuado, disminuir los tiempos de nacionalización y pago de almacenajes en los puertos, aprovechar los días libres de las navieras para el uso de contenedores, descargar inmediatamente los contenedores para no incurrir en gastos adicionales por uso de chasis, optimizar el uso de personal y equipos en el almacén, establecer rutas de distribución optimas, entre otras, son algunos elementos que debe tomar en cuenta el equipo logístico para disminuir el costo de la gestión, liberando recursos para crear mayor rentabilidad y crear valor.

Finalmente, la cadena de abastecimiento crea valor mientras más eficiente y menos costosa sea, convirtiendo simples movimientos de mercancías en una ventaja competitiva ante los competidores, ya que hoy en día se habla de competencia entre cadenas de abastecimiento y no entre productos.


Suscribirse a comentarios Respuestas cerradas, se permiten trackback. |

Comentarios cerrados.


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies