La Comunicación como Habilidad Directiva.

 

Desde temprana edad se nos enseña que la comunicación es el medio por el cual podemos interactuar a través de mensajes de distinta naturaleza con las demás personas. Aprendemos que en este proceso debe de existir un emisor y un receptor de dichos mensajes. Una comunicación efectiva es aquella en la cual los mensajes llegan exitosamente,  y son retroalimentados si es necesario.

Podemos considerar la comunicación efectiva como una estrategia eficaz a la hora de dirigir personas, pero más que ser una estrategia es una necesidad, pues todo parte del proceso de comunicación. Un buen líder o director de equipo debe manejarse adecuadamente en los ámbitos de una buena comunicación, y tratar de romper las barreras que muchas veces se anteponen en este proceso.


El éxito de la ejecución de una simple tarea va a depender de una adecuada comunicación. Y no solo del líder hacia resto del equipo, sino también el líder debe promocionar una buena comunicación entre personas del equipo.

Se da en muchas organizaciones el hecho de que existe un interés de ambas partes (dirección y empleados) por el alcance exitoso de los objetivos, sin embargo se presentan un sinnúmero de fenómenos que atrofian este interés, y muchos de ellos están ligados a una mala comunicación. Dentro de estos podemos citar:
• No prestar la atención requerida
• No utilizar los canales adecuados
• No conocer a cada persona, y así saber cómo tratarla.
• Dar por hecho que el otro entendió sin preguntarle.
• Redundar mucho en aspectos secundarios, dejando lo primordial a un lado.
• Mal manejo del lenguaje corporal y el tono de voz.

Una vez teniendo en cuenta estos problemas, los directivos deben buscar la manera de erradicarlos. Algunas técnicas sencillas pero bien útiles son el Feedback y la escucha efectiva. El feedback es muy buena y ayuda sobremanera a evitar varios problemas de los antes citados. Ayuda además a sembrar en la persona un espíritu de confianza y les deja saber que su opinión es tomada en cuenta.

Las empresas con miras al futuro están conscientes de la indiscutible realidad; el capital humano como fuente de éxito para las organizaciones. Esto da paso inmediatamente a que una de las herramientas implementadas por los directivos para la gestión del personal sea una comunicación efectiva. Se está hablando incluso de la implementación de una comunicación cruzada en lugar de una descendente. La descendente es aquella que obedece estrictamente a los patrones jerárquico, y la cruzada es aquella que no sigue estos patrones y apuesta por una descentralización del trabajo.

 


Suscribirse a comentarios Respuestas cerradas, se permiten trackback. |

Comentarios cerrados.


Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies