Compensación y bienestar de los empleados.

El objetivo de cada empresa es ser competitiva y productiva.  Diariamente las compañías implementan estrategias para incrementar su competitividad y ganar un mejor posicionamiento en el mercado.  Sin embargo, muchos directores de empresas olvidan una parte que sin quizás es la más importante y es preguntarse cómo lograr que mis empleados rindan más en sus trabajos?  De qué manera hago que mis colaboradores se identifiquen con los objetivos de la empresa?

Bueno, existen muchas formas de lograr la identificación de los empleados con la empresa pero la más importante es la compensación y el bienestar de los mismos.  Cuando hablamos de compensación y bienestar nos referimos a salarios, sueldos, viáticos, beneficios, incentivos y cualquier otro premio con que la empresa retribuye el trabajo realizado por cada colaborador.

Es importante que las empresas tengan sistemas de compensación para los empleados de la misma.  Siempre es recomendable implementar mecanismos para realizar una evaluación del desempeño de los empleados y en base a esta buscar la manera de retribuir justamente a los participantes.  Es muy importante que los empleados de la empresa conozcan estos procedimientos de evaluación para que así sepan de qué manera van a ser evaluados y orienten su trabajo a obtener éxito en esta evaluación.

El hecho de contar con una política organizada de compensación y bienestar bien administrada evita una serie de gastos inperceptibles.  Esto es que si clandestinamente se ofrece algún incentivo o premio a uno de los empleados esto podría causar algún descontento entre los demás colaboradores lo que podría traducirse en pérdida de la armonía del equipo.

Existen dos formas de compensar al personal.  Una es por medio al sueldo o salario, incentivos y demás retribuciones que se les paga al personal por concepto de su trabajo.  Un ejemplo claro de esta es el pago de salarios fijos más un porcentaje de las ventas que haga algún vendedor de productos de la compañía.  Todo esto sumado a seguros de salud entre otros beneficios se conoce como “paquete salarial”.

La segunda forma de compensación es la que se conoce como “clima laboral”.  Esta forma de compensar se circunscribe a la satisfacción del empleado a la hora de realizar su trabajo.  La armonía en los departamentos, comodidades físicas, facilidades de equipos y herramientas de trabajo, consideración humana y para asuntos personales de cada empleados son algunos ejemplos de las acciones que se pueden llevar a cabo para compensar a los empleados.


Suscribirse a comentarios Respuestas cerradas, se permiten trackback. |

Comentarios cerrados.


Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies