Diferencia entre revisiones de «Modelos analíticos de contabilidad de costes en Finanzas»

De wiki EOI de documentación docente
Saltar a: navegación, buscar
Línea 26: Línea 26:
  
 
<gallery>
 
<gallery>
Archivo:Ejemplo.jpg|Descripción1
+
Archivo:41 costes directos e indirectos.jpg
Archivo:Ejemplo.jpg|Descripción2
+
</gallery>
+
 
+
 
|Archivo=
 
|Archivo=
 
|Ancho archivo=
 
|Ancho archivo=
Línea 58: Línea 55:
 
|Pie vídeo 4=
 
|Pie vídeo 4=
 
}}{{Apartado
 
}}{{Apartado
|Tipo bloque contenido=Encabezado + bloque de texto y columna lateral
+
|Tipo bloque contenido=Encabezado + bloque de texto
 
|Título apartado=Modelos de costes basados en volumen y basados en actividades
 
|Título apartado=Modelos de costes basados en volumen y basados en actividades
 
|Número apartado=2
 
|Número apartado=2
Línea 72: Línea 69:
  
 
<gallery>
 
<gallery>
Archivo:41 costes directos e indirectos.jpg|Esquema de un modelo de imputación de costes
+
Archivo:42 VBC y ABC.jpg
</gallery>
+
 
+
 
|Archivo=
 
|Archivo=
 
|Ancho archivo=
 
|Ancho archivo=
 
|Pie archivo=
 
|Pie archivo=
|Archivo 1=41 costes directos e indirectos.jpg
+
|Archivo 1=
|Archivo 2=42 VBC y ABC.jpg
+
|Pie archivo 1=
 +
|Archivo 2=
 +
|Pie archivo 2=
 +
|Archivo 3=
 +
|Pie archivo 3=
 +
|Archivo 4=
 +
|Pie archivo 4=
 +
|Servidor vídeo 1=
 +
|Identi vídeo 1=
 +
|Archivo vídeo 1=
 +
|Pie vídeo 1=
 +
|Servidor vídeo 2=
 +
|Identi vídeo 2=
 +
|Archivo vídeo 2=
 +
|Pie vídeo 2=
 +
|Servidor vídeo 3=
 +
|Identi vídeo 3=
 +
|Archivo vídeo 3=
 +
|Pie vídeo 3=
 +
|Servidor vídeo 4=
 +
|Identi vídeo 4=
 +
|Archivo vídeo 4=
 +
|Pie vídeo 4=
 
}}{{Apartado
 
}}{{Apartado
 
|Tipo bloque contenido=Encabezado + bloque de texto
 
|Tipo bloque contenido=Encabezado + bloque de texto

Revisión del 00:04 26 feb 2012

{{Sección |Título=Modelos analíticos de contabilidad de costes |Libro=Finanzas |Capítulo=Contabilidad de Gestión |Número sección=4 |Introducción=Además de los clásicos análisis de punto de equilibrio basados en los comportamientos de los ingresos y de los costes fijos y variables según el nivel de actividad, en las últimas décadas se han ido desarrollado diversos tipos de modelos más o menos orgánicos de asignación de costes en las empresas. |Apartados={{Apartado |Tipo bloque contenido=Encabezado + bloque de texto |Título apartado=Modelos de costes totales y modelos de costes directos |Número apartado=1 |Contenido=Según la decisión tomada para imputar o no imputar los costes indirectos los modelos de asignación de costes se pueden clasificar en modelos de costes totales, directos o híbridos.

Los modelos de costes totales o completos, también conocidos como modelos “full costing” optan por repartir todos los costes de la empresa entre los objetivos de coste identificados. En principio este tipo de modelos son los óptimos ya que se tienen en consideración los costes de todos los recursos consumidos por cada objetivo de coste.

Una importante desventaja de estos modelos de costes totales es que algunos de los costes indirectos que se tienen que repartir, como por ejemplo los costes corporativos, pueden tener unos repartos entre productos o funciones que pueden no ser muy precisos. El motivo es que casi siempre es imposible encontrar o poder medir una clave de reparto que sea totalmente satisfactoria para repartir cada coste.

Otra desventaja que tienen estos modelos de costes totales es que el directivo responsable del objetivo de coste al que se le imputan todos los costes no suele tener capacidad de decisión sobre algunos de los costes que debe soportar.

Los modelos de costes directos o parciales, también conocidos como modelos “direct costing”, optan por no repartir los costes indirectos de la empresa entre los objetivos de coste que se quieren seguir. Este tipo de modelos sólo reparten los costes de los inputs directos por lo que consideran sólo algunos de los costes de los recursos empleados por cada objetivo de coste.

La principal desventaja de los modelos de costes directos es que los productos o las funciones de la empresa que hemos definido como objetivos de coste no soportan todos los costes que inducen. Esto se traduce en que el coste de un objetivo de coste no es completo ya que no refleja todos los costes necesarios para su ejecución. También provoca que al haber muchos costes no repartidos el modelo de costes no ayuda a realizar un consumo eficiente de ciertos recursos, ya que es difícil optimizar el consumo de un coste indirecto si éste no es repartido entre aquellos objetivos de coste que lo inducen.

Además de los dos modelos puros de imputación de costes descritos es posible encontrar lo que se conoce por modelos de costes intermedios o híbridos. Estos modelos buscan minimizar las desventajas comentadas de los dos modelos puros de imputación. Su objetivo suele ser repartir todos aquellos costes indirectos cuyo reparto tenga sentido y sea viable, dejando sin repartir sólo aquellos costes indirectos cuyo reparto sea muy complejo o su reparto pueda ser contraproducente por las desventajas descritas al explicar los modelos de costes completos.

El siguiente cuadro muestra un esquema de un modelo de imputación de costes. El esquema es válido tanto para un modelo de costes completos si los costes indirectos son repartidos, como para un modelo de costes parciales o de costes híbrido si ninguno o sólo algunos de los costes indirectos son repartidos.