Gestión de la Tecnología en Gestión de la tecnología

De wiki EOI de documentación docente
Revisión del 08:35 27 mar 2012 de EOIwikiAdmin (Discusión | contribuciones)

(dif) ← Revisión anterior | Revisión actual (dif) | Revisión siguiente → (dif)
Saltar a: navegación, buscar


Estado de desarrollo del capítulo: completo completo

Wikilibro: Gestión de la tecnología

Capítulo 2

Gestión de la Tecnología

Resumen

A lo largo de la historia de la humanidad la tecnología ha sido siempre un vector de empuje y de cambio, ha sido un importante factor para diferenciar las sociedades modernas de las decadentes, las fabricas productivas de las obsoletas e incluso los individuos libres de los subyugados. ¿Es pues la tecnología el motivo por el cual avanza la sociedad?... tenderíamos a pensar que no. Es muy probable que la tecnología no sea la causa del avance social, industrial o individual, tan sólo un efecto más que retroalimenta dicho avance, y que la verdadera causa del progreso humano resida en la creatividad.

Cuando el entorno social, industrial e individual es proclive a la creatividad humana, es decir, se fomenta, apoya, alienta y respeta la manera de pensar de los hombres y las mujeres, curiosamente las sociedades avanzan y con ello aparecen tecnologías que refuerzan dicho avance, conquistando logros relevantes como así lo demuestra la historia de la humanidad. Así pues, y llevando esta reflexión al terreno del management, podemos entender que si deseamos favorecer el desarrollo, la aceptación o la implantación de tecnologías en la sociedad o en nuestra propia organización, deberemos primero crear un entorno creativo dentro de la misma que motive a sus miembros, ciudadanos en general, operarios, directivos, clientes y proveedores a crear conjuntamente el futuro de la organización, más aún en los casos en lo que la tecnología resulte ser un factor clave de competencia.

Pero, ¿que es la tecnología?... según un excelente artículo de Michael P. Bigwood publicado en la revista Research-Technology Management de Industrial Research “la tecnología es el uso del conocimiento científico para satisfacer una necesidad”, esta definición describe certeramente el concepto de tecnología como un puente que une la ciencia y los mercados. La tecnología se apalanca pues en la investigación, ya sea experimental o no, para desarrollar nuevos productos, bienes y servicios. En este sentido las famosas “curvas de la S” nos permiten visualizar las cuatro fases del ciclo de vida tecnológico: aparición, crecimiento, madurez y envejecimiento/obsolescencia.

Y la innovación, ¿es lo mismo que la tecnología?... en principio debemos contestar que no. La innovación es el proceso por el cual llevamos conceptos nuevos al mercado, es decir una innovación tiene que venderse para considerarse como tal, de lo contrario estaríamos hablando de una invención. Así pues la invención es el desarrollo de una nueva idea con aplicaciones potenciales, mientras que la innovación son precisamente estas aplicaciones desarrolladas que se ponen en el mercado y tienen precio.

En relación con las “curvas de la S”, cada una de las fases parece corresponder a niveles crecientes de aceptación de la innovación, por contraposición con la evolución de sus costes unitarios de elaboración.

Ejemplo: curvas de la S progresivas

Fig1.jpeg

Gestión por Proyecto: es la organización de los recursos para alcanzar unos objetivos predeterminados en el tiempo establecido y con los costes definidos. Los proyectos nacen y mueren, lo que constituye la principal diferencia con los procesos. Para saber más: http://es.wikipedia.org/wiki/Gesti%C3%B3n_de_proyectos Planificación Estratégica: es el proceso organizacional por el que se define e implementa la dirección de la empresa y la distribución de sus recursos para cumplir con el modelo de negocio (estrategia). Para saber más: http://es.wikipedia.org/wiki/Planificaci%C3%B3n_estrat%C3%A9gica


Algunos ejemplos de elementos intangibles del management son: Liderazgo: es la capacidad del gestor por motivar e influir en el equipo para que trabajen positivamente en el logro común de objetivos. Para saber más: http://es.wikipedia.org/wiki/Liderazgo

Inteligencia emocional: es la capacidad del gestor por reconocer las emociones y los sentimientos, tanto propios como ajenos, y su habilidad por controlarlos. Para saber más: http://es.wikipedia.org/wiki/Inteligencia_emocional

Negociación: es la capacidad del gestor por identificar las necesidades, tanto propias como ajenas, tanto personales como organizativas, para satisfacerlas de común acuerdo. Para saber más: http://es.wikipedia.org/wiki/Negociaci%C3%B3n


Bueno, y ahora ¿cómo definimos la gestión de la tecnología?, quizás como el conjunto de estrategias y actividades que usan el factor tecnología para crear, mantener o mejorar las ventajas competitivas de la organización. Las empresas intensivas en actividades de generación de conocimiento, como la I+D, crean su propio factor tecnológico, mientras que las empresas muy orientadas a los mercados han de adquirir dicho factor. Así, y en el contexto empresarial la gestión tecnológica tiene beneficios relevantes tales como:

• Reducción de los costes de operación

• Creación de nuevos productos y/o nuevos mercados

• Adaptación a la dinámica del mercado

• Mejora del servicio al cliente

• Reorganización de operaciones administrativas, entre otras…


En el año 1985, Michael Porter, Profesor de Economía en la Escuela de Negocios de Harvard publicó el libro The Competitive Advantage: Creating and Sustaining Superior Performance donde muestra como la tecnología tiene el potencial para cambiar la estructura de las empresas industriales e incluso crear nuevos sectores empresariales. Más aún, en este libro describe cómo la tecnología funciona como un “ecualizador” restando capacidad competitiva a los líderes de mercado en favor de nuevas empresas que adoptan o desarrollan el factor tecnológico. A fecha de hoy, en el año 2012 estas conclusiones podrían clasificarse de “verdades de perogrullo” pero hace 25 años supusieron una verdadera revolución que fortaleció la supremacía norteamericana en muchas áreas industriales y empresariales gracias a la apuesta por el factor tecnológico, y comenzaron a aplicarse desde una perspectiva política en nuestro país desde el inicio de la década de los 90´s .

Dos años después del libro publicado por el profesor Porter, en 1987, el Consejo Nacional de Investigación de EEUU definió la gestión tecnológica como “la interacción de las disciplinas de ingeniería, ciencia y administración para planificar, desarrollar e implementar capacidades tecnológicas para perfilar y cumplir los objetivos estratégicos y operacionales de una organización”.

Como resultado de la definición y creación de esta nueva disciplina, prestigiosas escuelas norteamericanas de ingeniería y administración de empresas crearon los programas de postgrado y master en gestión tecnológica, de entre las cuales quizás el mejor exponente sea el Instituto Tecnológico de Massachussetts (MIT) y su bien conocida MIT Sloan School of Management . A principios de la década de los años 2000, inspirado por el fenómeno de la globalización, el MIT cambió el nombre de su Programa de Gestión Tecnológica pasando a incluir en el título los términos de Innovación y Liderazgo, en concreto se denomina MIT Sloan Fellows Program in Innovation and Global Leadership.

Es interesante destacar que en el año 2010, el libro que más descargas acumuló en cuestiones de gestión tecnológica es el escrito por el profesor del MIT Eric Von Hippel , especialista mundial en gestión de la innovación, llamado Democratizing Innovation.

Y por lo tanto, ¿Cuáles son los Modelos de Gestión Tecnológica?, en este punto y sobre todo en el contexto español es muy importante aclarar previamente que el concepto de Gestión Tecnológica es diferente y necesita ser separado del concepto de Gestión de la investigación. En España, y quizás con demasiada frecuencia tendemos a confundir tecnología con investigación y viceversa, siendo claramente dos conceptos diferentes que se apoyan mutuamente pero con objetivos distintos: la investigación tiene por objetivo producir conocimiento; y la tecnología productos, bienes y servicios. Así pues, la Gestión de la I+D se refiere al proceso por el cual una empresa dirige sus laboratorios de investigación y otras operaciones para alcanzar nuevos conocimientos que sienten las bases del desarrollo de nuevas tecnologías; mientras que la Gestión Tecnológica se centra en la implementación de la tecnología en el modelo de negocio de la organización, incluyendo la generación de dicha tecnología, a partir de conocimiento interno o externo a la organización, así como su aplicación, diseminación y medida del impacto. Por lo tanto, un modelo de Gestión Tecnológica no es la Gestión de la I+D, esto es una falsa creencia popular en España que en otros países de mayor arraigo tecnológico tienen superado desde hace décadas o incluso siglos.

Esta vía es la que se contempla en la visión http://ec.europa.eu/europe2020/targets/eu-targets/index_es.htm , por ejemplo en su actual desarrollo a través de Horizon2020 (http://ec.europa.eu/research/horizon2020/index_en.cfm) , y cuya proyección sobre el plano nacional, recientemente actualizada y reforzada a través de la Ley de la Ciencia, la Tecnología y la Innovación 14/2011 - estableciendo un marco general para el fomento y la coordinación de la investigación científica y técnica con el fin de contribuir al desarrollo sostenible y al bienestar social mediante la generación y difusión del conocimiento y la innovación.

Desde la Escuela de Organización Industrial – EOI se han emprendido actuaciones formativas específicas desde 2010, dentro del marco definido en la Estrategia Estatal de Innovación – E2i vinculadas al eje personas, de manera que se ha podido desarrollar un ciclo formativo en Gestión de la Innovación Tecnológica dentro del programa Inncorpora . Para ello se ha seguido un modelo de referencia, basado en la metodología Temaguide desarrollada por Cotec, en el que el proceso de innovación se ha entendido formado por una serie de procesos básicos (fundamentalmente aquellos recogidos en los Manuales de Oslo y de Frascati : estrategia tecnológica, desarrollo de productos, innovación de procesos, adquisición de tecnología, innovación organizativa e interfaz comercial), de manera que sea posible abordar la gestión de la innovación por parte de empresas de tamaños y sectores muy variados. Dentro de los contenidos de carácter general desarrollados en Inncorpora y en particular en aquellos vinculados genéricamente con Innovación y Competitividad cabe señalar la visión aportada de la innovación como factor clave para el crecimiento económico . http://www.eoi.es/blogs/cafecon/la-innovacion-factor-clave-para-el-crecimiento-economico/

Los Modelos de Gestión Tecnológica se clasifican atendiendo a tres parámetros: la naturaleza, el negocio y la organización.


Índice de contenido

Este capítulo tiene 3 secciones que ocupan 0 Kb, aproximadamente unos 0 carácteres.

< Capítulo anterior
Definiciones

Capítulo siguiente >
Modelos de Gestión de la Innovación Tecnológica