Regresar a noticias

Danone es la empresa con mejor reputación en España según el informe Reputation Pulse España 2010

  • Informático, electrodomésticos y electrónica, automóviles, distribución general y alimentación son los sectores mejor valorados por los consumidores españoles. Utilities, bancos, aerolíneas y telecomunicaciones, los peor valorados
  • El informe, presentado en EOI, confirma la estrecha relación entre la reputación y los comportamientos favorables de los consumidores hacia una empresa
  • Por cada cinco puntos que se mejora la reputación aumenta en un 8,5% el número de personas que manifiestan actitudes favorables hacia la empresa

Danone es la empresa con mejor reputación en España de acuerdo con el ránking “Las 100 empresas con mejor reputación en España” incluido en el informe Reputation Pulse España 2010, que hoy por la mañana ha dado a conocer Reputation Institute España en EOI Escuela de Organización Industrial. En este sentido, Javier Robles, Presidente de Danone España recogió una placa. Además de Danone, el top ten del ranking lo completan Nutrexpa, BMW, Google, Nestlé, Hewlett-Packard, Volkswagen, Nokia, Philips y Mercadona. El informe Reputation Pulse España 2010 mide la reputación corporativa a partir de la confianza, respeto y admiración que una empresa despierta en sus grupos de interés. El trabajo de campo se realizó en los meses de enero y febrero, sobre una muestra de 4.840 consumidores. En la presentación del Informe han estado presentes Charles Fombrun, Presidente del Institute Reputation, Fernando Prado, director general de Reputation Institute España y Julio Castilla, Director de Programas de EOI.

La reputación sí incide en la cuenta de resultados

De acuerdo con los resultados recogidos en el informe, la reputación tiene una incidencia directa en la cuenta de resultados de una empresa a través no sólo de los comportamientos favorables de los consumidores por sus productos o servicios, sino también por sus opiniones positivas hacia ella. Considerando las diez primeras empresas del ranking y las diez últimas, la diferencia en sus respectivos comportamientos favorables por el público general es la siguiente:

  • El 255% más recomendaría sus productos o servicios.
  • El 235% más hablaría positivamente de ella.
  • El 171% le concedería el beneficio de la duda en una situación de crisis.

“En la actual situación económica, poseer una buena reputación corporativa es un factor crucial para asegurar el crecimiento sostenible de una empresa”, opina Fernando Prado, director general de Reputation Institute España.”Los resultados de este informe no dejan duda alguna de cómo una buena reputación influye positivamente en la decisión de compra del consumidor y en la formación de una opinión favorable hacia la empresa. La buena reputación no es algo que hay que tener porque quede bien en las memorias anuales, sino porque ya es la condición sine qua non de cualquier actividad empresarial”, concluye Prado.

En informe incluso cuantifica el estrecho vínculo entre la reputación corporativa y la creación de valor por la empresa en forma de comportamientos favorables por el consumidor. “El análisis de los datos muestran que si una empresa logra mejorar su reputación en 5 puntos, el número de personas que recomendarían la empresas o sus productos y servicios a otros aumentará en un 8,5%”.

Informático, el sector de actividad mejor valorado

Según los datos recogidos en el informe Reputation Pulse España 2010, los sectores de actividad mejor percibidos por el público general son el informático, electrodomésticos y electrónica, automóviles, distribución general y alimentación, con valoraciones en todos los casos de al menos 6 puntos por encima de la medida nacional [67,4 puntos]. En el otro extremo, los sectores peor valorados son las utilities, los bancos, las aerolíneas y las telecomunicaciones, con puntuaciones por debajo de la media nacional.

El informe de Reputación Institute España también constata la importante influencia que a menudo la reputación de un sector de actividad tiene en las empresas que lo integran. Así, las diez primeras empresas del ránking pertenecen a alguno de los cinco sectores mejor valorados por el público general. En el lado opuesto, las empresas de los sectores bancos y telecomunicaciones continúan teniendo, en la línea de lo reflejado en los informes de años anteriores, una débil reputación entre el público general. Ninguna empresa de telecomunicaciones de las ocho analizadas pasa el corte de las 100 con mejor reputación. Por otra parte, sólo cinco bancos [ING (76ª), Santander (78ª), La Caixa (79ª), Bancaja (85ª) y BBVA (95ª)] de los 23 analizados, figuran entre las 100 empresas con mejor reputación en España.

El público general español tiene una percepción del conjunto de sus sectores de actividad ligeramente superior a la media global, que se sitúa en 64,2 puntos, 3,2 puntos por debajo de la media nacional. Reputation Pulse España 2010 forma parte del Global Reputation Pulse 2010, informe realizado en 34 países y en el que se han entrevistas alrededor de 60.000 consumidores para analizar más de 1.800 empresas.

Cómo se construye la reputación

El informe Reputation Pulse España 2010 confirma que las empresas construyen su reputación alrededor de siete dimensiones clave: “Calidad de la oferta de productos y servicios”, “Innovación”, “Liderazgo”, “Entorno de trabajo”, “Ciudadanía”, “Integridad” y “Resultados financieros”. En el caso español, cualquiera de estas siete dimensiones representa más del 13% en la percepción de la reputación. Las que tienen un mayor peso específico son “Calidad de la oferta de productos y servicios” [19,5%] e Integridad [14,4%], y la que menos, “Entorno de trabajo” [12,9%]. A nivel global, éstas son, respectivamente, “Calidad de la oferta de productos y servicios” [17,5%], Integridad [15,1%] e “Innovación” [12,4%].

“Hoy más que nunca, y sobre todo gracias a la irrupción de internet y las redes sociales, la gente conversa y se preocupa no sólo por los productos y servicios de una empresa, sino también por su comportamiento, por la coherencia de lo que dice y lo que hace, y cómo lo dice. Las empresas no tienen que temer unirse a esta conversación y contar su propia historia corporativa para sí generar confianza, respeto y admiración entre sus grupos de interés. Y estas siete dimensiones de la reputación que analiza el informe son una excelente hoja de ruta para conseguirlo. Si lo logran, las empresas crearán con sus públicos conexiones más profundas que las que pueden conseguir centrándose sólo en la calidad de sus productos o servicios”, concluye Fernando Prado, director general de Reputation Institute.