Entrevista con Antonio Bazán, Consejero Delegado de Cibersuite Networks S.A.

 

Antonio es un empresario cargado de experiencia en el sector, y junto a su socio, Manuel Franco Arrabal, han logrado ser pioneros en su sector.

 

Empecemos por el principio ¿Cómo surge Cibersuite Networks?

Surge a raíz de otra empresa que creó Manuel Franco como proveedor de Servicios de Internet. Al principio se llamaba Web Costasol, pero a raíz del crecimiento que ha tenido el sector hemos modificado el campo geográfico que esa empresa cubre y ahora se llama Granred, ya que no solo se cubre la Costa del Sol.

Como decía, a raíz de una instalación que se realizó para un hotel, cliente de Web Costasol, nos damos cuenta de que ahí puede haber un campo a explotar, y se crea Cibersuite tratando de dar todo tipo de servicios de comunicaciones a los hoteles.

Yo entré algunos meses después de la creación de ésta empresa, para apoyar en su arranque y crecimiento.

¿Y qué servicios son esos? ¿Qué hacen exactamente?

Pues consiste en la instalación de un servicio de redes para facilitar el acceso a Internet. La idea echó a rodar hace ya algún tiempo, y por aquel entonces eran todo cables y la instalación era bastante compleja. Había que buscar la forma en que se podía colocar cada cosa para dar un servicio concreto. Recuerdo lo que nos costó dar servicio al hotel Puente Romano. Tuvimos que ser muy específicos buscar la tecnología que hiciese lo que necesitábamos, y desarrollar una programación que la controlase. Fue un proyecto de arranque. Nos llevo mucho tiempo y cualquiera se habría desanimado. Pero seguimos adelante y logramos que aquello fuese un proyecto pionero en el mundo; fuimos los primeros en usar la red eléctrica de un hotel para llevar internet a todas las habitaciones.

¿Cómo podríamos definir exactamente la actividad que realiza la empresa?

Principalmente realizamos la instalación de redes locales en edificios donde puede haber gran número de usuarios que deseen conectarse a Internet, como hoteles o restaurantes, todo apoyado en nuestra aplicación de software para controlar los accesos y la seguridad. Usamos todas las tecnologías disponibles y las mantenemos actualizadas para que el servicio sea el mejor posible.

¿Cómo lograron que todo echara a rodar?

Pues económicamente fue complicado. No queríamos tener que atarnos a una financiación externa y la verdad es que nos la jugamos con nuestro dinero. La verdad es que creíamos en lo que íbamos a hacer, y creemos en lo que hacemos hoy en día.

Después de crear Cibersuite en Marbella, que era donde arrancó la actividad, decidimos abrir un departamento de I+D en el Parque Tecnológico de Andalucía, por las posibilidades que ofrecía. Posteriormente hemos trasladado toda la actividad de la empresa al Parque, donde ya tenemos instalaciones propias.

Allí encontraron, además de posibles socios, a la Escuela de Organización Industrial. ¿Es así?

Pues sí, así es. La verdad es que vimos la oferta de cursos que tenía la EOI y nos parecieron muy interesantes. Tuvimos una buena ayuda para desarrollar la empresa y continuar su crecimiento, gracias a la tutoría y la labor de asesoría que recibimos de la EOI.

Y además, como decías, surgió la posibilidad de encontrar nuevos socios. Así logramos también ampliar nuestra cartera de clientes, aunque por unas cosas o por otras hoy por hoy hemos preferido seguir remando solos.

Hablemos del horizonte que se ha puesto Cibersuite Networks. ¿Dónde quieren llegar?

Pues salvando pequeños inconvenientes, estamos tratando de llegar lo más lejos posible. La internacionalización de la empresa es algo complicado para cualquiera, pero creemos que ofrecemos un servicio de calidad y que podemos ser competitivos en muchos lugares. Ya estamos presentes en algunos puntos de Europa como Italia o Inglaterra, e incluso Centro América. En estos países hemos logrado poner los pies y estamos trabajando en la ampliación a otros como Alemania o Francia.

En mi opinión, si logramos mediante el servicio que prestamos entrar en otros países es no solo porque sea más o menos económico, sino porque buscamos soluciones personalizadas; cada cliente es distinto y así lo entendemos nosotros.

Cada cual quiere y merece un traje a medida. Y eso es lo que hace Cibersuite.

Recientemente han comenzado una experiencia con la cadena de restaurantes Bocatta. ¿Qué tal la experiencia?

Bueno, en general las grandes cadenas son positivas porque se trata de clientes grandes, pero aún así estamos en un periodo de prueba en el que ambos estamos a la espera de resultados. Tenemos que ver si el servicio funciona como el cliente desea, si está correctamente publicitado. Lo más importante es que se convierta en costumbre para el cliente de Bocatta.

Digo esto porque en España no estamos acostumbrados a pedir Internet en los sitios. Sin embargo, desde Cibersuite creemos que si se pusiera el acento en publicitar y hacer llegar al público el hecho de que hay Internet lo convertiríamos en una costumbre.

¿Cómo es su relación con el cliente? ¿Varía de una cadena a un particular?

Algo varía, pero tratamos de enfocarlo siempre desde el punto de vista de que, aunque sea una cadena, cada cliente es único. Las cadenas a fin de cuentas son franquicias, y aunque se dé el mismo servicio el trato tiene que ser distinto, porque normalmente cada hotel o cada restaurante de una cadena lo llevan personas distintas, que pueden tener distintas necesidades.

El acercamiento al cliente es siempre desde lo innovador, desde la tecnología más moderna, pero con el mejor de los tratos. Siempre gracias al I+D y tratando de que se mejoren las instalaciones porque en ocasiones las instalaciones que tienen están obsoletas y eso perjudica su imagen y las posibilidades de su negocio.

Nosotros, cada tres años ofrecemos una renovación al cliente para que se puedan beneficiar de la nueva tecnología y tengan un mayor soporte.

Una pregunta obligada ¿Ha hecho mella la crisis?

Desde luego. Pero creemos que hemos logrado soportarlo. Como dice mi socio, Manuel, “para la que está cayendo podemos llorar con un ojo”.

La crisis ha pasado factura, pero este año estamos viviendo una avalancha de clientes. Además, los tour operadores han dado un empujón a este negocio, porque exigen a los hoteles que tengan Internet si quieren seguir recibiendo a sus clientes.

Este año está siendo bueno, y tenemos clientes ya en todos los puntos cardinales.

Para concluir, nuestra pregunta fetiche ¿Cuál es su consejo emprendedor?

A quien empiece le diría que no tiene que venirse abajo si hay complicaciones. Y que es necesario centrar el proyecto. No basta solo con recursos humanos. Hay que enfocar bien el proyecto y buscar financiación. Si puede ser que sea financiación propia sobre todo al principio, para no atarse a alguien externo ante posibles variaciones del proyecto.

Gracias por atendernos. Suerte y buen negocio.

Ha sido un placer. Gracias a ti.


Suscribirse a comentarios Respuestas cerradas, se permiten trackback. |

Comentarios cerrados.


Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies