Un seminario analiza en EOI los cambios en la Ley de Responsabilidad Medioambiental

por Redes on mayo 13, 2014

Madrid, 13 d emayo de 2014.- El pasado 17 de enero fue aprobada en el Consejo de Ministros la reforma de la LEY 26/2007, de 23 de octubre, de Responsabilidad Medioambiental (LRMA) y del Reglamento que lo desarrolla (REAL DECRETO 2090/2008). Este proyecto de ley modifica el régimen de responsabilidad medioambiental, con el objetivo de reforzar su vertiente preventiva, así como de simplificar su aplicación e introduce importantes e interesantes novedades en torno a la responsabilidad medioambiental y los Análisis de Riesgos Ambientales.

El seminario, organizado por WorleyParsons España junto con G-Advisory y la Escuela de Organización Industrial (EOI), ha pretendido exponer y clarificar las principales novedades relativas a la modificación de la normativa de responsabilidad medioambiental y las consecuencias prácticas derivadas de la misma. Junto con ello se ha querido analizar los principales fundamentos metodológicos y otras referencias para el Análisis de Riesgos Ambientales en el marco de la LRMA, así como las experiencias en el Análisis y Gestión de los Riesgos Ambientales de WorleyParsons España.

La jornada se ha inaugurado con la Directora  General de Calidad y Evaluación Ambiental y Medio Natural del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Guillermina Yanguas Montero, que ha dejado de manifiesto el interés del Ministerio en simplificar los trámites administrativos lo cual responde a la solicitud de los distintos sectores industriales y a la propia iniciativa administrativa. Posteriormente, y ya centrados en los inminentes cambios legislativos relativos a la Ley 26/2007 de Responsabilidad Ambiental, Isaac Sánchez Romero, Consejero Técnico de la misma Dirección General y Juan Pablo Pérez Sánchez de G-advisory han explicado a los asistentes los cambios más relevantes y las consecuencias prácticas de los mismos:

– La exclusión de la obligatoriedad de obtención de la garantía financiera para ciertas actividades del Anexo III debido al escaso potencial de daño ambiental. Junto con ello, fomentar, que dichas actividades, realicen su análisis de riesgos de manera voluntaria basado en su potencial como instrumento de gestión del riesgo.

– La introducción de un Índice de Daños Medioambientales (IDM) que permitirá ordenar los escenarios considerados y elegir sólo uno (índice de daño medioambiental más alto) que aglutinará el riesgo de la actividad.  Se cuantificarán los daños ambientales posibles con ese escenario para su posterior monetización (con el uso de MORA u otra herramienta).

La segunda parte del seminario ha incluido la experiencia de WorleyParsons con las exposiciones de Miguel Ángel Martínez Hombrado y María José Rubial Fernández.

Se ha hecho un repaso de la metodología de Análisis de Riesgos partiendo de la norma UNE 150.008, aunque la legislación permite el uso de otra equivalente. Los fundamentos metodológicos en los que se basa esta norma son el análisis, la evaluación (aunque no incluye criterios de tolerabilidad) y la gestión del riesgo. Miguel Ángel Martínez ha dejado de manifiesto que existe mucha experiencia y fuentes de información que, aunque no son específicas de riesgos ambientales, son aplicables al análisis de estos: se debe partir de los Sucesos Iniciadores considerados para SEVESO y eliminar o completar los mismos según las consideraciones ambientales. Además, las probabilidades y otras características, tales como las tasas de fuga, son comunes y pueden utilizarse.

Por su parte María Jose Rubial ha presentado la necesidad de automatizar los riesgos ambientales debido a la complejidad de ciertas actividades industriales y el gran número de escenarios que pueden producirse. Para el análisis de consecuencias se pueden utilizar modelos ya existentes (instalaciones pequeñas o para un cálculo puntual) o desarrollar modelos personalizados (para instalaciones más complejas, pudiendo de esta manera tener una herramienta personalizada y ajustada a cada operador).

Se han mostrado ejemplos de las herramientas desarrolladas y de su funcionamiento y se ha destacado el valor añadido que suponen las mismas para una adecuada y eficiente Gestión Ambiental.

El seminario ha terminado con una mesa redonda que ha contado con la presencia, de nuevo, de Isaac Sánchez Romero, del Director Técnico de OFICEMEN Pedro Mora Peris, del Director Técnico de UNESID Santiago Oliver Sanjuán y de José Miguel Martínez Carmona de la Dirección de Ingeniería de Repsol.

Tanto por parte de OFICEMEN como de UNESID se ha dejado de manifiesto la dificultad y el esfuerzo que ha supuesto el desarrollo de los MIRAT y de las herramientas automatizadas que se han desarrollado para sus actividades. Una de las mayores preocupaciones es la conexión de estas herramientas con la aplicación MORA en lo cual está trabajando el Ministerio atendiendo a esta inquietud.

La jornada concluye valorando la importancia de la involucrar a todas las partes interesadas para la identificación, valoración y gestión de estos riesgos.

Los comentarios en esta entrada están cerrados.

Post anterior:

Post siguiente: