Leña al mono hasta que innove

Pretender que las cosas cambien haciendo lo mismo era la definición que de la locura se atribuye a Albert Einstein. Sin embargo, cuando se plantea hacer algo distinto en la empresa, los métodos de que dispone el innovador, si se pueden llamar así, son tan antiguos como la especie humana: observar, comparar, mejorar, y otros verbos de corte voluntarista que ayudan poco, en el corto-medio plazo, a dejar de hacer lo mismo.



Creative Commons Genérica de Atribución 2.5.

Sin embargo, esas palabras vacías, son lo poco de que dispone el empresario que no tiene más remedio que innovar. Y es que la innovación se sigue relacionando menos con el deseo de aprender o con el gusto por lo nuevo que con el concepto griego de Ananké que personificaba la necesidad, la compulsión y lo ineludible.

licencia de documentación libre GNU,

Es inevitable que las empresas españolas innoven, si pretenden sobrevivir en el entorno actual, porque los países que tradicionalmente competían en costes, encabezados por China e India, hace tiempo que comenzaron a invertir ingentes cantidades de recursos en I+D+i.

Año 1995 1999 2000 2001 2002 2003 2004 Crecimiento  

en el período

EEUU 184.077 245.075 267.768 277.820 276.260 292.437 312.435 9,2%
EU-25 138.545 169.207 182.729 194.897 205.172 211.253 8,8%
Japón 82.104 92.773 98.850 104.161 108.248 112.715 6,5%
Alemania 39.473 48.017 51.589 53.317 55.674 57.514 56.688 6,2%
China 36.205 48.300 57.042 71.359 84.647 102.623 23,2%
Francia 28.505 31.823 33.830 36.568 38.360 38.144 39.740 5,7%
RU 22.533 26.288 28.015 28.870 32.481 33.706 8,4%
Corea del Sur 13.681 15.793 18.395 21.167 22.247 24.238 12,1%
Italia 11.910 14.241 14.425 16.584 17.699 10,4%
Canadá 11.314 14.802 16.644 18.663 18.210 18.709 19.397 9,4%
Taipei 9.437 10.179 10.749 12.085 13.494 9,4%
Rusia 9.270 10.829 12.901 14.618 16.671 16.458 12,2%
España 5.018 6.815 7.707 8.307 9.684 11.072 17,2%

Gasto en I+D Millones de US$ corrientes a poder paritario de compra. OCDE

Esta tabla puede verse de dos formas:

Lo que conlleva una “verdad”, como dicen los franceses, del señor de La Palice: “la empresa española no debe de innovar, sino que no tiene más remedio que hacerlo si quiere sobrevivir”. Pero para ganar esta guerra no hace falta sólo dinero, dinero y más dinero, como aconsejaba Napoleón, sino discurrir sobre cómo emplearlo de manera distinta a la habitual.

Creative Commons Genérica de Atribución 2.0.

 

Luis del Pozo

Ingeniero, MBA y Doctor en Psicoanálisis


 


Suscribirse a comentarios Respuestas cerradas, se permiten trackback. |

Comentarios cerrados.


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies