El Plan de Tesorería en Proyectos de negocio

De wiki EOI de documentación docente
Saltar a: navegación, buscar


Estado de desarrollo de la sección: completo completo

Wikilibro: Proyectos de negocio > Capítulo 8: Finanzas. El Plan Financiero

Sección 5

El Plan de Tesorería
El Plan de tesorería es un documento en el que se reflejan las salidas (pagos) y entradas (cobros) de dinero, en base a las operaciones que estima realizar la empresa durante un horizonte temporal determinado.

Sirve como instrumento de control de la tesorería de la empresa, informándole de la situación de liquidez del proyecto y de las necesidades de financiación a corto plazo (al confeccionarlo se detectará de forma anticipada si con los cobros previstos se va a poder hacer frente a los pagos estimados).

En todo momento hay que procurar que a la empresa no le falte dinero y pueda hacer frente a todas sus obligaciones de pago y así evitar situaciones desagradables como la de tener que “suspender pagos”. Por lo que si mediante la confección del plan de tesorería se conoce con antelación las necesidades de dinero que pueda tener la empresa en momentos puntuales, se podrá pensar con más tranquilidad como resolver dicho problema, recurriendo algún tipo de financiación a corto plazo, como por ejemplo:

  • solicitando al banco una cuenta o póliza de crédito, o un anticipo del importe que adeuden aquellos clientes a los que se les ha vendido a crédito (a través de documentos o efectos comerciales que dicha entidad financiera pueda descontar), o
  • aplicando un descuento por pronto pago a los clientes que se les vende a crédito para que paguen al contado, o
  • aportando los promotores del proyecto empresarial más dinero, etc.


Diferenciación de conceptos: el ingreso, el cobro, el gasto y el pago


No debe confundirse el ingreso (o facturación) con el cobro, ni el gasto con el pago.


Veamos las diferencias:

  • Cuando nuestra empresa recibe una factura de un proveedor, dicha operación la reflejaremos como un gasto. Pero no tiene por qué hacerse efectiva la salida del dinero, de la referida operación, de la caja o de la cuenta corriente de nuestro banco en ese momento. El dinero saldrá de caja o bancos cuando se produzca el momento del pago, que se realizará en el día del vencimiento señalado en de dicha factura.

Si el día de fecha de la factura (que es cuando se refleja como gasto) y de fecha del vencimiento del pago coinciden, se tratará de un pago al contado; si no coinciden, se tratará de un pago aplazado.

  • En caso contrario, cuando nuestra empresa es quien realiza una venta a un cliente, en la fecha que emitimos la factura reflejaremos la referida operación como un ingreso. Y en el día del vencimiento que hayamos fijado en la factura, es cuando se producirá el cobro del cliente por dicha venta o ingreso, es decir, será cuando se haga efectiva la entrada de dinero a la tesorería de la empresa.

Por lo tanto, sólo coincidirá el ingreso y el cobro de una operación, y el gasto y pago de otra, si no se produce un desfase de tiempo entre la recepción o emisión de la factura y su vencimiento.   Así pues, a diferencia de la cuenta de pérdidas y ganancias, que es el documento en que refleja los ingresos (ventas) y gastos según el criterio del devengo (registra las operaciones cuando se recibe o emite la factura), en el plan de tesorería, se recogen únicamente las entradas (cobros) y las salidas (pagos) de dinero con un estricto criterio de caja (registra sólo las operaciones que producen movimientos reales de dinero).


12 Diferencia.jpg


Ejemplo:

El día 1 de marzo del 201X la empresa “AAA” emite una factura de 300 euros por una venta (ingreso) que ha realizado al cliente YY, reflejando en dicha factura que la fecha de vencimiento será a los 30 días fecha factura.

Pregunta:

La empresa AAA, ¿cómo contabilizará estas operaciones en los documentos contables que representan los estados financieros?:

Respuesta:

  • El día 1 de marzo del 201X debe contabilizar la operación de ingreso en su contabilidad por 300 euros, importe que pasará a formar parte de su cuenta de pérdidas y ganancias (o cuenta de resultados), incrementando el resultado de la empresa de forma positiva en 300 euros.
  • En el plan de tesorería, que es donde debe llevar el control de los movimientos de tesorería, reflejará que el día 1 de abril del 201X se producirá el cobro (o entrada) de las 300 euros.

Como desde el momento en que refleja el ingreso hasta el momento que se produce el cobro pasan 30 días, durante ese periodo en el activo corriente del balance de situación de la empresa debe aparecer indicado dicho cobro de 300 euros, como pendiente de recibir del cliente, - estando representado mediante la cuenta “clientes”-.

Y, cuando el 1 de abril del 201X se cobre del cliente dicha deuda, se dará de baja el saldo “clientes” por 300 euros, y entonces estos 300 euros pasarán a incrementar la cuenta más líquida de todas, que es la cuenta de “tesorería” o “disponible” (cuenta que también perteneciente al activo corriente del balance de situación). Aumentando, así, con 300 euros la liquidez de la empresa.

Definición de Liquidez de la empresa:

Es la capacidad que tienen los componentes de su activo, fundamentalmente de su activo corriente, para convertirse en dinero con el que satisfacer las deudas a corto plazo.

O, también, se puede definir como la posesión por parte de la empresa del dinero efectivo necesario, y en el momento oportuno, para hacer frente a todos los compromisos de pago contraídos.

Contenido

Periodos medios de pago y cobro

El que una empresa se encuentre en una situación más o menos desahogada en lo que respecta a su liquidez, va a depender en gran medida del tiempo que transcurra desde que se contabilizan las operaciones de ingreso y gasto hasta que se hacen efectivas en forma de las entradas y salidas de dinero en la tesorería de la empresa. Ese tiempo que transcurre, es el que va a determinar el periodo medio de cobro (a clientes) y de pago (a proveedores).

  • El período medio de cobro - a clientes - es el tiempo que, por término medio, se tarda en cobrar a los clientes.
  • El periodo medio de pago - a proveedores - es el tiempo que por término medio se tarda en pagar a los proveedores.

Ha de conocerse con la mayor exactitud posible estos periodos con el fin de no incurrir en desfases en la tesorería de la empresa, pues las diferencias que se puedan producir entre uno y otro pueden derivar en una situación de déficit o falta de liquidez.

Es conveniente conseguir que el período de cobro sea siempre el menor posible (cobrar, cuanto antes) e inferior al período de pago a proveedores (pagar, cuanto más tarde mejor). De esta forma es menos probable que aparezcan situaciones de déficit o tesorería negativa.

También será necesario controlar otros plazos de pago que se deriven de la actividad de la empresa como: pago de impuestos a la Administración, pagos al personal, pagos de cuotas de préstamos, etc.

Para que el control de la tesorería sea más efectivo, se recomienda realizar un plan de tesorería con anotaciones mes a mes, o como mucho, trimestre a trimestre, de las salidas y entradas de dinero previstas para el primer año de actividad, y para los 3 años siguientes, es suficiente con hacer previsiones anuales.


Pasos para realizar un plan de tesorería

En primer lugar se creará un calendario de 12 meses donde se distribuirán las entradas de dinero (procedentes de aportaciones de los socios, préstamos, subvenciones, ventas) por meses.

Posteriormente se estimarán las salidas de dinero (pagos), también por meses, que se han de realizar: a proveedores, sueldos y salarios, seguridad social, alquileres, teléfono, luz, seguros, impuestos, devolución de préstamos e intereses, etc.

Se calculará mes a mes la diferencia entre la previsión de entradas (ingresos) y salidas (pagos), obteniendo así el saldo final de caja de la empresa de cada mes, y que corresponderá con el saldo inicial del mes siguiente.

Es necesario actualizar el cuadro de tesorería en conformidad a los cambios que se vayan produciendo. Es una herramienta dinámica sobre la que hay que hacer un seguimiento continuo, analizando las desviaciones sobre la previsión inicial y qué efecto tienen las mismas.

Un ejemplo de formato sencillo de plan de tesorería

12b Plan tesoreria.jpg


Escenarios

Una vez vaya transcurriendo el primer año de actividad de la empresa, o periodo de tiempo fijado, y se contrasten los movimientos reales de tesorería con el plan de tesorería, puede ocurrir:

1.- Que hayamos realizado unas previsiones conservadoras que la realidad supera, lo cual será beneficioso para la empresa, pues se estará generado un excedente de tesorería que la empresa deberá invertir para sacarle el máximo rendimiento.
2.- Que hayamos realizado previsiones optimistas que no se cumplen y que empiecen a surgir problemas por déficits de tesorería que se estén o se vayan a producir. En este caso deberemos analizar la situación y tomar, de forma inmediata, medidas correctivas para poder cumplir con los pagos.

< Sección anterior
La Cuenta de Resultados o Cuenta de Pérdidas y Ganancias

Sección siguiente >
El Balance Final Previsional, la Foto del Patrimonio

Herramientas personales
Espacios de nombres
Variantes
Acciones
Navegación
Herramientas
Imprimir/exportar